lunes, 11 de noviembre de 2013

Sobre la fiebre amarilla


Fevre Dream



Esto es demasiada, demasiada angustia. Go Abner Marsh, go get her back! Es que no me puede hacer esto, es demasiada agustia, no es de Dios. ¿Cómo se supone uno que se cierre el libro a unas páginas de terminar cuando acabamos de ver cómo los sueños del pobre Joshua York son aplastados en medio de una escena que no nos esperábamos ni de chiste que fuera tan... espantosa.  No lo vimos venir por una razón; más de la primera mitad del libro se había ido lentamente en la construcción del bote de vapor de los sueños de un capitán con mala suerte con ayuda de un elegante y misterioso desconocido millonario.
De ahí se habían pasado el resto de las páginas describiendo cómo es que Abner Marsh, el capitán descubre, qué es y qué hacen, el señor York y esos extraños invitados que trae a bordo, por eso no me había apresurado con él, pero en cuanto se explicó exactamente quien es Joshua York y cuáles eran sus extrañas intenciones para su raza y también la humanidad supusimos que ya pasaría algo, alguna pequeña pista, un pequeño enfrentamiento, pero no. Ja! A poco este hombre nos va a dejar salirnos con la nuestra en algún libro? Nombre! En cuanto se reunieron Julian Damon (vampiro sanguinario, psicópata, torturador, clasificado en el nivel 22 de la escala del Dr. Stone) y Joshua York (vampiro blanco al estilo Gandalf que confía en redimir a su raza y unificar a los nocturnos con los diurnos, que considera sus primos, no su ganado) todo se nos fue al diablo y nos cargó el suspenso. Digo, uno aguanta carnicerías, muerte, cerebros reventados, tripas que se salen, etc., pero ver como un vampiro psicópata le corta la manita a un bebé negro y luego lo asfixia para aplastar a su competencia, el que pareciera ser el vampiro que encontró una solución a "la fiebre", como describen a la necesidad de beber sangre cada determinado tiempo, se me hace demasiado. ¡Ya mencioné que no es de Dios? Y de repente, en tres pinches páginas, el vampiro y sus secuaces, los traidores que se olía desde un principio que no tenían tan buenas intenciones como York, les arrebatan todo. Fue como leer la muerte de Ned Stark otra vez. 
Ahhhh, pero Abner escapa... y regresa por su barco, maldición, que ain't no damn vampire gonna steal her lady!
Y basicamente ese es el corazón del libro. Vampiros que bien podrían ser copias de los esclavistas sureños adornados con ciertos toques exóticos y la relación de Abner Marsh y su barco de vapor.


Pero sigo muy conmocionada por el episodio del bebé. Así, de un chingadazo, nos aplastaron a York y la maldad extrema se apodera de todo y se larga. ¡Un bebé negro, esclavo!  
Y en el fondo, no es la maldad sobrenatural extrema la que permite que sucedan las cosas, es un hombre, creo que el más bajo que se ha visto, el que sirve al tal amo de sangre con la esperanza de convertirse en vampiro. Sour Billy! Su culpa. ¿Cómo es que la crueldad humana es peor que la del vampiro? No es lo mismo el vampiro que esclaviza a su raza que los blancos que escalvizan a los negros? Sour Billy es un personaje patético, quiere ser poderoso, quiere que nadie se ría de él y quiere mandar sobre los demás, ser mejor, y por eso sirve a este personaje perverso. No por nada, Sour Billy solía ser capataz de esclavos en una plantación. Ya tenía la materia prima ahí.
Y yo sufro y faltan 20 minutos para Duck Dynasty, capítulo estreno, y yo sufro porque sé que en veinte minutos no lo terminaré y Abner Marsh ya alcanzó al Fevre Dream, que se había estado escondiendo con otro nombre y toda la tripulación del Ely Reynolds podría morir y acabar todo de alguna forma extravagante y espantosa. ¿Y saben por qué lo sé? Porque lo escribió el mismo gordito al que le debemos tantas lágrimas en CdHyF. Por eso lo sé.
Y sufro!
Pero todavía creo en ti, Abner, anda, ve, tú puedes. Tienes lo único que es verdaderamente necesario para matar un vampiro: un rifle del tamaño de una bazuca! O al menos eso dice un manual para cazar y matar vampiros en el apocalípsis que se acerca y que todavía no termino de leer, auqnue pensándolo bien a Drácula lo mataron con un cuchillo de cacería texano, entonces el capitán Marsh no puede estar tan equivocado.
Oh, Duck Dynasty se acerca y aunque soy una mexicana vegetariana, católica y apostólica que se opone a todo lo que el sur gringo representa disfruto enormemente de las aventuras de la familia Robertson. Sólo procuro cerrar los ojos cuando matan algo y me consuela un poco la idea de que se comen todo lo que cazan. Hasta las ardillas. Como dice Jase: "la carne de supermercado me pone nervioso".

Pobres patos y ardillas.

Pero lo que Julian Damon y Sour Billy hacen no, eso sí que no tiene perdón de Dios.  Y ya habrá un autor que los castigue. Espero, si este libro termina tan mal como estoy pensando me puedo ir dando una idea de cómo va a terminar los Vientos de invierno, si es que algún día sale.

Ay, pero cómo me da esta angustia que no se me quita!

Horas más tarde
En el lado positivo Marsh los persiguió, los alcanzó, los encontró y cuando llegaron por él, York lo ayudó a escapar junto con Toby, el cocinero negro y Valerie, una vampira cagantísima que primero era la mascota de Damon y luego se fue con York pero regresó con Damon y al final huyó con York aunque se había estado comiendo al otro piloto de a poquitos por un buen tiempo, afortunadamente la vieja se muere porque me caía terriblemente mal.  Esto está a punto de terminar, con Valerie muerta, York de regreso en el vapor por voluntad propia, Abner amargado pensando que ya no hay nada que pueda hacer para recuperar su barco y Sour Billy existiendo, que es lo que más me molesta de todo esto.
Lo malo de leer durante varias horas en la tarde y noche, cuando estás cansado, estuviste en la biblioteca toda la mañana y manejaste aproximadamente una hora de ida y otra de regreso, sin contar con que alguien tiene que limpiar cuando las fábricas de popó que tengo por perros hacen de las suyas, es que se tienen sueños horrendos.
Estaba embarazada y por alguna razón me decían que un vampiro me iba a matar a mí y al bebé. ¿Fue por leer sobre el bebé negro al que le cortan la mano y le destrozan el cráneo? ¿Cómo diablos podría llegar a estar embarazada yo?Es biológicamente imposible, a menos que:
1.- Se acerca el espíritu santo.
2.- Se acerca Richard Woolsley.

¡Pero no quiero que maten a mi bebé! Ya no vuelvo a leer esas cosas de noche, lo prometo, pero es que no podía parar y en cuanto terminó Dyck Dynasty me seguí como posesa hasta que me dormí.
No lo vuelvo a hacer.

A la mañana siguiente
El libro se terminó. Julian está muerto. Sí, así es, lo mató York. Al último momento Abner descubre que la única vez que York pudo superar a Julian en los trece años en los que el barco vampírico estuvo desaparecido fue cuando tenía sed, entiéndase "la fiebre". No había bebido el vino extraño que se prepara para calmarla y le dio el ataque. El problema de Abner fue entonces: "Hmm, si ya se bebió su remedio, cómo hago para que lo ataque la sed y acabe con este patán desgraciado que nomás no quiere morir porque me apendejé y le dispare en el pecho no en la cabeza". Ya en las últimas páginas casi todo mundo está muerto, incluyendo unos 130 pasajeros que se comieron locamente, pero queda Yoshua York, claro, Abner Marsh, por supuesto y extrañamente la vampira Cynthia, que resulta que está embarazada y oh sorpresa! York es el padre. Parece que cuando los vampiros dejan de beber sangre humana y deciden tomar una especie de mezcla de sangre de animales láudano y no sé qué más, se ponen ociosos, les entra la emoción y producen bebés, que a diferencia de Crepúsculo, estas vampiras sólo pueden reproducirse con los de su especie y no hay otra forma de crear más vampiros que fabricándolos desde que la cigüeña vuela desde París con un hermoso diamante que planta en la pancita de mamá como una sagrada semillita. O sea lo que sea que les hayan dicho sus padres, los míos tuvieron la delicadeza de no hablar del asunto y sólo dejar una copia de El goce de vivir, en algún lugar visible. Claro, hasta que cumplí veinte años y tuve mi hasta ahora único novio que duró tres días y mi mamá decidió que iba a darme una plática embarazosa que evite a fuerza de huir de su presencia. La otra vez vi ese cochino libro en una libreria de viejo y pensé: Caray, algún otro desgraciado se encontró con él e hizo lo correcto, lo vendió.
Pero estaba en que Joshua va a buscar a Abner después de trece años porque por fin se decidió a matar al malvado vampiro psicópata. Sour Billy muere, como debe ser, Julian muere, como también debe ser y Abner recupera su bote, aunque nunca podrá ponerlo a flotar otra vez porque esta destruido. Está hundido y acabado, pero ahí está otra vez. Tecnicamente lo recuperó.
Se salvaron como tres pero al menos acabaron con el mal y se salvó alguien. Si York es en verdad el rey vampiro que reunirá a su raza, etc., etc., de la profecia o fue todo una ilusión, vaya usted a saber.
Lo verdaderamente importante es: ¿Es lo planea hacer con CdHyF? 
Estimado Señor Martin:
A lo largo de su novela de vampiros ochentera noté algunas breves ideas que aparecen después en la saga que se niega a terminar, como por ejemplo cuando Abner habla sobre acabar con la esclavitud aunque sea a "sangre y fuego", la extraña forma en que deja que algún personaje avance y avance y avance hasta sentirse seguro, confiado y poderoso para tumbarlo de un madrazo y dejar que lo domine algún otro que hasta el momento ni nos imaginábamos que iba a hacer algo más que ser ligeramente molesto o desagradable y regodearse en una lucha extraña y perversa entre el bien, el mal, la fuerza y honradez que nunca nos deja saber si la obstinación puede llamarse honorabilidad o hay más nobleza en ceder ante la maldad propia para lograr un bien mayor.
¡Está usted jugando con mi cabeza!

Lo único que sí le suplico encarecidamente es que haga lo que no mate a Tyrion. Déjelo sobrevivir a todo. Ya lo hizo usted con Abner Marsh, lo atacaron vampiros, cayó al río, le rompieron el brazo, perdió su compañía, su barco y cuando creimos que se sentaría a esperar la muerte sin volver a saber del Fevre Dream lo dejó ayudar al bueno, acabar con el malo and get his ol' damn boat agin!
Por eso me atrevo a pedirle esta humilde merced: Que sobreviva uno solo de los Stark, Arya de preferencia, Gendry, mate a Cedric Storm si quiere pero deje vivir a Gendry y a  Tyrion, salve a Tyrion.

Queda muy suya

La babosa que le compra cualquier cosa que publique con el único fin de sufrir.

No hay comentarios:

Publicar un comentario